Lunes 7 de Enero de 2019

Pide la restitución de $242,8 millones

Desórdenes en las embajadas: Contraloría inicia juicios para recuperar platas

Se cuestionan cuentas de 61 misiones, desde US$ 0,3 en Jamaica hasta US$ 52.662 en Francia.

Por René González R.

Y del golf

Diplomacia del tenis

En octubre de 2017, la Contraloría decidió demandar en un juicio de cuentas —de recuperación de fondos públicos— a personal del Ministerio de Relaciones Exteriores, por presuntas irregularidades financieras en distintas embajadas chilenas.

El organismo detectó desórdenes entre 2013 y 2015, consistentes en más de $240 millones sin rendir y sin que hasta hoy se conozca el destino de los fondos. Sólo una parte menor, US$ 8.422 —a plata de hoy unos $5,8 millones—, fue aclarada tras el inicio del juicio (ver recuadro).

El reparo es contra el ex director general administrativo de la Cancillería entre 2015 y 2017, Gustavo Ayares Ossandón, y otros cuatro funcionarios, quienes a la fecha de los hechos tenían responsabilidades como director y subdirector de Finanzas y Presupuesto y jefes del Departamento de Examen de Cuentas.

Culpando a otro gobierno

Antes de que se iniciara el juicio, el desorden llegaba a más de US$ 20 millones. En parte, ello se explica porque hasta hoy conviven cuatro sistemas contables computacionales.

Y también porque no siempre se respetó la regla de no seguir entregando más dinero a un servicio que no haya justificado el uso de fondos.

El juicio abarca dinero sin aclarar en 61 embajadas y consulados; sin embargo, en 26 casos se trata de problemas por menos de US$ 1.000, llegando al extremo de objetar a la embajada en la Santa Sede US$ 1,9 dólares y a las misiones en Jamaica, Jordania y Montevideo US$ 0,3, US$0,7 y US$ 0,4, respectivamente.

Sin embargo, también repara montos mayores, encabezando el listado de legaciones Francia (US$ 52.662), Costa Rica (US$ 52.381), Austria (US$ 35.306), México (US$ 33.261) y Federación Rusa (US$16.986).

El abogado Alejandro Cárcamo Righetti tomó las defensas de cuatro funcionarios, incluido el ex director general administrativo Gustavo Ayares.

Sobre este último dice que “asumió (el puesto) desconociendo el estado financiero del Ministerio… Empero, pudo detectar rápidamente que la gestión financiera atravesaba por un momento de inflexión”.

En el escrito agrega que “hubo en la administración anterior (del primer gobierno de Piñera) una laxitud en el ejercicio de las funciones de control” (N. de R.: El primer gobierno de Piñera concluyó el 11 de marzo de 2014 y los montos reparados más altos son de 2014 y 2015).

La defensa agrega que “tan pronto como asumió el director de Finanzas de 2014, señor Agustín Díaz Ramírez (también demandado), le indicó que la administración que concluyó en marzo de 2014 no había sopesado debidamente los casos de reparos que se acumulaban”.

El abogado de Ayares agrega que su representado solicitó instruir sumarios e impartió instructivos para un mejor uso de fondos en embajadas y consulados.

Y concluye que el proceso de recuperación de platas fue “imposible de acelerar, pues el sistema de rendición de cuentas y su examen adolecía de defectos esenciales: era anticuado, desfasado y sin opciones de ejercer un control adecuado”.

Respecto de las dificultades de administrar delegaciones, da el caso del embajador en Paraguay, Alejandro Bahamondes (al que no nombra), respecto de quien dice que por motivos políticos (era investigado por el caso SQM, aunque no fue formalizado) se encontraba en “proceso de renuncia” en 2016, por lo que se habría despreocupado de asuntos financieros a tal punto, que para algunas materias la embajada “seguía funcionando con recursos propios que el funcionario contable estaba proporcionando”.

El juicio se encuentra en etapa de “discusión”, sin fecha para fallo.

El juicio de cuentas abarcó US$8.422 dólares en “pagos improcedentes por concepto de membresías del Club de Tenis La Paz y La Paz Golf Club” de Bolivia entre 2015 y 2016. El reparo alcanzaba al ex cónsul general de la época, Milenko Skoknic, pero fue anulado debido a que tanto el Ministerio, como el ex director administrativo y el propio Skoknic hicieron saber que la membresía era a nombre de la legación, debido a la inexistencia de relaciones diplomáticas y a la necesidad de “contar con un escenario estratégico de contacto con personalidades influyentes”, cuando se preveía el juicio por mar en La Haya.

Mañana el partido va a La Moneda

DC endurece el tono en modernización tributaria

El presidente de la DC, Fuad Chahin advirtió al gobierno que su partido podría negarse a legislar sobre modernización tributaria, si Hacienda desatiende los principios básicos de la propuesta elaborada por los técnicos de la tienda y que mañana será presentada a La Moneda.

La declaración la realizó tras reunirse con su equipo técnico y con los diputados Matías Walker y Pablo Lorenzini. Los parlamentarios, dijo Walker, quieren agregar tres puntos: “Un mecanismo para que parte de los impuestos de regiones queden ahí; eliminar el pago de contribuciones en los adultos mayores de clase media; y que las familias puedan deducir de su base imponible gastos como vivienda, salud y educación”. También se habló de impuestos a empresas “súper ricas”.

Los dirigentes DC en la reunión de hoy.

VOLVER SIGUIENTE