Jueves 6 de Diciembre de 2018

Se proyecta como futuro presidenciable

El liderazgo de Marcelo Salas en su aterrizaje a la ANFP

El presidente de Temuco trabajará con Sebastián Moreno en el desarrollo de las selecciones nacionales como nexo con el directorio entrante.

Por Juan Pablo Baquedano

Su nombre impone mucho respeto en el camarín. Nadie pensaría en pasarle por arriba a Marcelo Salas”. Elías Figueroa

Si bien ahora tampoco quiso (ser candidato), matizó su negativa diciendo que no era el momento y que para la próxima elección podría serlo”. Victoriano Cerda, coordinador de la campaña de Moreno.

Uno de los fichajes más importantes de Sebastián Moreno, presidente electo de la ANFP, es Marcelo Salas.

Mientras estuvo en campaña, el directivo —que asume en enero— aseguró que el “Matador” tendría un rol relevante como nexo entre la directiva de la ANFP y la Selección nacional. Si bien no se ha determinado exactamente el cargo que ocupará, la intención es que sea asesor del directorio para el desarrollo de todas las selecciones nacionales, adulta, femenina y los combinados juveniles, colaborando en la toma de decisiones respecto de cuerpos técnicos, viajes, objetivos deportivos, infraestructura y evaluando las necesidades de cada una de las series, especialmente la del seleccionado mayor.

Salas no ha querido aún iniciar las reuniones para delinear sus labores. Pidió a Moreno algo de tiempo para enfrentar con su club, Deportes Temuco, el doloroso descenso a Primera B. No quiere que se le vea embarcado en un nuevo proyecto con la ANFP mientras la ciudad todavía sufre por la pérdida de la categoría.

“Puede ser un gran aliado para Reinaldo Rueda”

Para Elías Figueroa, ex capitán de la Selección, “Salas tiene la gran ventaja de conocer lo que se vive en un camarín tan importante como el de la Selección chilena. Él sabe la responsabilidad que implica defender al país y también entiende la labor directiva, ya que lleva tiempo a cargo de Deportes Temuco y asistiendo a los Consejos de Presidentes”.

“Es muy bueno que ex jugadores de peso tengan esa labor de nexo entre la Selección y la dirigencia, porque su solo nombre impone mucho respeto en el camarín. Nadie pensaría en pasarle por arriba a Marcelo Salas o dudar de su experiencia y sapiencia en los temas de selección”, añadió Figueroa.

“Salas puede ser un gran aliado para Reinaldo Rueda —apunta—, ya que además de su labor con los jugadores, podrá intercambiar opiniones futbolísticas”.

Ceresuela: “Da tranquilidad respecto de la transparencia”

El “Matador” se ha perfilado como un dirigente respetado por sus jugadores y el resto de los directivos del fútbol. Lo primero quedó demostrado con la fiera defensa que hizo de Deportes Temuco después de quedar eliminado por secretaría en la Copa Sudamericana ante San Lorenzo, pese a derrotarlo en los dos partidos que jugaron. “Me daría vergüenza pasar así”, dijo Salas en medio de sus constantes alegatos contra personeros de la Conmebol.

Al mismo tiempo y en un acto inédito, sostuvo los premios a sus jugadores por haber ganado a los argentinos, pese a no avanzar en el torneo. “Nosotros respetamos los resultados en cancha, creemos que es lo más justo. Es un derecho que los jugadores se ganaron”, afirmó el ex delantero a fines de agosto.

Además, no tuvo problemas para reclamar en vivo a los relatores de Fox Sports por haber transmitido el paso a segunda ronda de la Sudamericana desde los estudios en Santiago y no en Temuco.

“Marcelo es un dirigente importante dentro del Consejo de Presidentes, ejerce un liderazgo considerable. En la elección anterior, los clubes le plantearon la posibilidad de postularse a presidente de la ANFP y dijo que no tajantemente. Si bien ahora tampoco quiso, matizó su negativa diciendo que todavía no era el momento y que para la próxima elección podría serlo”, reveló Victoriano Cerda, ex presidente de Huachipato y generalísimo de la campaña de Moreno.

Respecto de las habilidades de Salas como dirigente, Cerda detalla: “Ha demostrado ser un directivo que ante situaciones complejas toma una posición clara y determinante. Su experiencia como jugador le permite manejar los temas desde una perspectiva mucho más fina de la que podemos tener el común de los directivos del fútbol. Entiende mucho mejor la relación dirigente-jugador”.

“Cuando Jadue se fue del país —continúa— fue parte de la comisión que supervisó al directorio que quedó a cargo. Y ahora fue importante en mantener la unidad del bloque que apoyó a Moreno. Tiene la fuerza para influir y convencer”.

En la misma línea, Francisco Ceresuela, ex presidente de Unión Española y presidenciable para la ANFP, cuenta: “He compartido con Marcelo desde el Mundial de Francia 98 y una de sus fortalezas es su talante de superación. Genera confianza para transmitir los objetivos y da tranquilidad respecto de la transparencia en la actuación directiva”.

Sobre su proyección presidencial, subraya: “Sería un buen Presidente, porque sabe trabajar en equipo y eso en el fútbol, en todos sus niveles, es esencial. Ya no son viables los modelos de liderazgos personalistas”.

Publicidad
VOLVER SIGUIENTE