Lunes 6 de Agosto de 2018

Eliminaría la Ley del Cobre

Elizalde da espaldarazo desde La Moneda a proyecto que cambia platas de las FF.AA.

“Manifestamos nuestra voluntad de avanzar en la tramitación de esta iniciativa”, sentenció.

Por Luciano Jiménez, Claudio Salinas y René González

He visto en los parlamentarios de oposición la mejor disposición, ánimo y voluntad de colaborar”. Alberto Espina,ministro de Defensa.

Valoro la disposición de diálogo institucional que ha tenido el ministro Espina (…) Esa es la forma”. Álvaro Elizalde, presidente del PS.

El trabajo del ministro Alberto Espina con los miembros de la Comisión de Defensa del Senado y la flexibilidad mostrada por el Presidente Piñera le permitieron al Gobierno un logro político inesperado: llevar de buen agrado a uno de sus más férreos opositores, el timonel del PS Álvaro Elizalde, a La Moneda.

El senador socialista no sólo asistió a la ceremonia en que el jefe de Estado firmó la indicación sustitutiva al proyecto que establece una nueva forma de financiamiento del gasto militar, que permanece en el Congreso desde 2011, sino que además realizó declaraciones de respaldo desde la casa de gobierno.

La iniciativa legal enviada por el primer gobierno de Piñera prometía terminar con la Ley Reservada del Cobre, que impone un gravamen del 10% a las ventas de Codelco para el gasto de las Fuerzas Armadas. Para suplir esos recursos se proponía un presupuesto plurianual de cuatro años y la creación de un Fondo de Contingencia Estratégica para afrontar gastos e inversiones de emergencia.

El entonces ministro de Defensa Andrés Allamand logró que el proyecto fuera aprobado por la Cámara de Diputados, pero en el Senado lo analizó la Comisión de Defensa, que emitió un informe en julio del 2013, y lo mandó a la Comisión de Hacienda, permaneciendo congelado desde entonces.

“Para mí es difícil de entender por qué no se avanzó en el gobierno anterior”, sostuvo hoy el senador Allamand. Sin embargo, desde el gobierno de Patricio Aylwin en adelante que todas las iniciativas para ello han fracasado, a pesar de quesólo se requiere un quórum simple. La razón, según el ex subsecretario para las Fuerzas Armadas del primer gobierno de Piñera, Alfonso Vargas, ha sido la oposición uniformada, unida a que “transversalmente y por distintas razones”, el mundo político los han querido “agradar”.

Sin embargo, el ministro de Defensa Alberto Espina decidió reactivar la iniciativa y para ello inició conversaciones con los parlamentarios de la comisión especializada del Senado, donde uno de sus interlocutores claves fue el senador Elizalde, promotor de la estrategia de no subirse a las mesas de trabajo de Piñera, de negociar sólo en el Congreso y de realizar una fiscalización dura a la actual administración.

Por eso, el timonel PS sorprendió al declarar desde La Moneda: “Manifestamos nuestra voluntad de avanzar en la tramitación de esta iniciativa porque es una demanda del mundo democrático que hemos venido planteando desde hace décadas y que hoy puede hacerse realidad”.

“Quiero valorar la disposición de diálogo institucional que ha tenido el ministro Alberto Espina, que efectivamente ha conversado de esta iniciativa con parlamentarios y con quienes somos integrantes de la comisión de Defensa. Nos parece que esa es la forma”, añadió.

¿Ahora sí?

La indicación sustitutiva del Ejecutivo transforma la propuesta del presupuesto plurianual en un fondo plurianual de capacidades estratégicas, para que las Fuerzas Armadas planifiquen con un horizonte estable en el tiempo sus inversiones. Además, junto con limitar el Fondo de Contingencia Estratégica sólo a situaciones especiales e imprevistas, establece una asignación mínima para las FF.AA. para la planificación de las inversiones y como elemento disuasivo.

Pese a que en las minutas iniciales del Ministerio de Defensa —difundidas el fin de semana en El Mercurio y La Tercera— daban cuenta de un plazo de 12 años para el término del aporte de Codelco, Piñera lo redujo a ocho años, acogiendo críticas realizadas por el senador PS José Miguel Insulza.

“A partir de este año (el octavo) ese aporte va a ir disminuyendo en forma gradual para hacer una transición que no signifique cambios bruscos”, precisó el Presidente.

“Son cambios que van en la misma dirección del proyecto original que yo espero faciliten su tramitación”, apuntó Allamand.

Respecto a las razones de por qué ahora sí se podría aprobar esta materia, lo que no se ha conseguido durante varios gobiernos, Espina declaró a la Segunda que “he visto en todos los parlamentarios y sobre todo en los senadores de la oposición, de todos los colores, la mejor disposición, ánimo y voluntad de colaborar. Y eso me parece un tremendo aporte”.

El propio Presidente recordó en la ceremonia que este es un tema que se arrastra por décadas y que hoy era el momento “de pasar a la acción”.

El presidente de la Comisión de Defensa, el senador Carlos Bianchi, anunció que mañana a las 15 horas tendrán una sesión especial para escuchar al ministro y esperan que el gobierno contribuya a que las Fuerzas Armadas asistan en los plazos más inmediatos. “En lo técnico no veo entrampamientos con este proyecto. En la comisión hay coincidencia en que se ha mejorado”, recalcó.

Por su parte el senador Kenneth Puhg, ex vicealmirante de la Armada, consultado sobre los nudos que pueda haber en la tramitación, opinó que “la parte más difícil es entender el mecanismo que se piensa implementar. Si quedan vacíos o cosas que no sean interpretadas correctamente se pueden producir problemas”.

El ex subsecretario para las FF.AA. del primer gobierno de Piñera, Alfonso Vargas, aseguró que la dificultad de la tramitación del proyecto en el Congreso fue la plurianualidad del presupuesto, lo que complicaba a Hacienda.

“En el Senado no había voluntad por lo del 10%, que no necesariamente se gastaba todo, en mi tiempo se gastaba la mitad”, recalca.

La firma de la indicación al proyecto se realizó en el salón Montt Varas ante invitados que incluían a los ex ministros de Defensa Andrés Allamand y Jaime Ravinet —otros que fueron invitados como Francisco Vidal y Jorge Burgos no asistieron— , parlamentarios de oposición como el diputado frenteamplista Jorge Brito y oficialistas como los diputados Mario Desbordes y Patricio Melero.

Publicidad
VOLVER SIGUIENTE