Miércoles 14 de Febrero de 2018

Ingeniero comercial Usach:

Andrés Dulcinelli, el gerente y socio detrás de LAW

Ha trabajado toda su vida en la industria y siempre quiso tener una aerolínea propia.

Por Ximena Pérez Villamil

Andrés Dulcinelli D'Alessandri (47) forjó por largo tiempo un sueño: tener su propia aerolínea. El 28 de enero de 2016, tomó forma cuando Latin American Wings (LAW) inició sus operaciones gracias al arriendo de la autorización para volar que tenía Chilejet de la Dirección General de Aeronáutica Civil.

Se hizo conocida por atender a un nicho específico: haitianos que venían a Chile (ver recuadro). Era un gran negocio, pues compraban pasajes de ida y vuelta, pero volaban un tramo. Y el avión volvía a recoger pasajeros casi vacío, con un ahorro sustantivo de combustible.

Gerente general de LAW y segundo mayor accionista —según El Mercurio junto a Verónica Krefft, la socia principal, controlan el 60%-—se defendió diciendo que en 2016 sólo transportaron a Chile a un 17% de los haitianos en el único avión que por entonces arrendaban a Chilejet.

“Sacaba el látigo fácilmente”

Nació en Argentina, pero lleva tanto tiempo en Chile que pocos saben su origen. No conserva el acento y lo único que lo delata es su RUT de extranjero.

Salió del colegio Craighouse, estudió Ingeniería Comercial en la Usach entre 1988 y 1992, y desde que egresó se dedicó al negocio aéreo. Hizo su práctica en Fast Air, la línea de carga de Juan Cueto y sus hijos, y se quedó. Como realizó un buen trabajo, se mantuvo cuando Cueto compró en etapas sucesivas Lan Chile junto a otros socios. Dulcinelli prestó servicios entonces en Lan Cargo. Ahí su desempeño recibió otra evaluación. “Lan era una empresa más burocrática, con resabios de pasado estatal. Andrés se desesperaba, era muy polvorita e impulsivo. No manejó bien la transformación de la compañía desde el punto de vista inspiracional. Sacaba el látigo muy fácilmente”, lo describe un ex alto ejecutivo de Lan Cargo.

Ocho meses se mantuvo como subgerente del servicio de carga. Pero no pasó ni medio año y en enero de 1995 regresó a un nuevo cargo: gerente general de Lan Courier, un servicio que debutaba dentro del área de carga aérea doméstica.

Lo llamaron porque su personalidad dotada de energía podía ser útil y no tendría muchas personas bajo su mando. Ocupó el puesto casi tres años, pero finalmente “la juventud y la inmadurez le pasaron la cuenta”, afirma el ex gerente de Lan Cargo.

Socio de Sky Cargo

Se independizó y siempre detrás de su sueño, creó Cargowise, dedicada al arriendo de espacios de carga para exportadoras y agencias de carga. En una etapa su empresa fue socia en un 50% de Sky Cargo, la aerolínea fundada por el fallecido Jurgen Paulmann, pero su salida —recuerdan en Sky— no fue en buenos términos, sin precisar qué ocurrió. También arrendó espacios a PAL, la compañía de charters de los Musiet, pero no fue relevante, debido a que los aviones tenían poco espacio en las bodegas.

En 2010, dio un salto y arrendó un avión de configuración variable. “Se le podían quitar y poner asientos para transportar carga o pasajeros. Volaba a Ecuador y Argentina, a donde llevaban salmones, porque Buenos Aires es un hub de carga”, recuerda un proveedor de seguros, al que Cargowise contactó para una cotización. No era para ese avión, sino para otros dos que pensaba arrendar la empresa. “Querían ampliarse y competir con Lan. Transportar salmones, volar desde Concepción y Santiago a La Serena con personal de faenas mineras. Y ofrecer los futuros aviones a Falabella Tours para charters”, agrega el experto en seguros, quien no conoció a Dulcinelli, pero se reunió con su gerente de operaciones en una oficina en Apoquindo con IV Centenario.

Separado, ha sido pareja de figuras conocidas de la vida social y el espectáculo. En 2016 pololeó con la fotógrafa y ex conductora de T13 Cable, María Gracia Subercaseux. Y el año pasado inició una relación con la actriz de TVN Mané Swett.

VOLVER SIGUIENTE