Miércoles 6 de Septiembre de 2017

Protocolos por consumo y tráfico

Superintendencia de Educación iniciará investigación por caso de droga en Alianza Francesa

Expertos recomiendan proteger la dignidad e integridad física de los alumnos.

Por Catalina De Améstica y Daniela Sánchez

La ley establece que los colegios deben tener un protocolo de actuación ante estas situaciones en su reglamento interno" Ximena Bugueño Superintendencia de Educación

Una investigación —de oficio— iniciará la Superintendencia de Educación para recabar los antecedentes que permitan determinar la actuación del colegio Alianza Francesa (Vitacura) en el caso del alumno de 17 años que fue sorprendido en el baño del establecimiento portando 70 gramos de marihuana.

Según el parte policial, el colegio denunció al menor ante Carabineros quienes llegaron hasta el establecimiento y lo escoltaron hasta la 37° comisaría de Vitacura, donde dieron cuenta del hecho a la fiscalía de Las Condes y en la comisaría entregaron el joven a su madre. El colegio lo sancionó con nueve días de suspensión. El primer día de la sanción, el muchacho se suicidó.

"Es fundamental hacer una distinción entre el consumo de marihuana y la venta y/o tráfico de drogas y estupefacientes, ya que este última constituye un ilícito. Ambas situaciones son complejas y deben tratarse resguardando siempre el interés superior del niño o niña, su integridad física, psicológica y emocional, su dignidad, y también la integridad física y psicológica del resto de la comunidad escolar", dijo hoy la jefa de División de Promoción y Resguardo de Derechos de la Superintendencia de Educación, Ximena Bugueño.

Se trabaja en protocolo

La especialista —que anunció la investigación— asegura que "la ley establece que los colegios deben tener un protocolo de actuación ante estas situaciones en su reglamento interno, con las medidas y procedimientos para hacer frente a estos casos, los que deben ajustarse a la ley y a los tratados internacionales suscritos por Chile, además de ser conocidos por la comunidad escolar. Sin embargo, tan importante como eso es contar con planes preventivos, que involucren a estudiantes, docentes y familias".

—¿Qué debe hacer un colegio ante el consumo o porte de droga de un alumno al interior del establecimiento?

—Se debe acoger al estudiante en un ambiente contenedor, resguardando su identidad, no exponiéndolo a situaciones vejatorias o de menoscabo. Y se debe informar a los padres y apoderados de la situación para actuar en conjunto, y otorgar las medidas de apoyo pedagógico y psicosocial.

—¿Es conveniente que Carabineros vaya al colegio a detener a un alumno?

—El Código Procesal Penal obliga a los directores, inspectores y profesores a denunciar los delitos que tengan lugar en los establecimientos educacionales. Sin embargo, por tratarse de alumnos, este proceso debe llevarse a cabo protegiendo la dignidad y la integridad física, psicológica y emocional del estudiante, lo que significa la toma de todas las medidas de resguardo y reserva.

Desde el Servicio Nacional para la Prevención y Rehabilitación del Consumo de Drogas y Alcohol (Senda), la jefa de la División Programática, Jimena Kalawski cuenta que "Senda junto a los ministerios de Educación e Interior, Carabineros y la PDI, están en una mesa de trabajo para abordar y diseñar un protocolo para abordar el consumo y tenencia de drogas al interior de los colegios, poniendo como énfasis el resguardo de los intereses superiores de los niños y adolescentes".

Para ello, explica "lo primero es abordar la situación con el afectado, protegiendo la confidencialidad del caso porque pueden haber problemas detrás de este tipo de conductas. En segundo lugar hay que acompañar al alumno y a sus padres. No hay que sancionar o castigar al menor, expulsándolo o suspendiéndole del colegio. Y en tercer lugar, el colegio debe contar con un programa de prevención y política de drogas para abordar estas situaciones".

Según el sociólogo de la U. Central, Rodrigo Larraín, en este tipo de casos hay una colisión de reglamentos: "Por una parte está la ley 20.000 que exige que hay que llamar a los carabineros cuando hay droga y hay tráfico, pero por otro están las disposiciones que da el Ministerio de Educación, a través de la superintendencia, que insta a generar un reglamento para sancionar a los estudiantes que porten drogas".

Y agrega: "Aquí los adultos deben actuar con prudencia. Lo óptimo habría sido que el director llamara a Carabineros y le habría solicitado actuar con discreción para que pesaran la droga y evaluar si se trata de tráfico o no".

El psiquiatra y ex director de Senda, Mariano Montenegro dice que "el tema hay que abordarlo con mucha delicadeza porque detrás de este tipo de conductas pueden existir otros problemas. Para eso, hay que hablar con los padres del menor, saber si está en tratamiento o presenta una conducta preocupante". Y señala que "hay que respetar la ley ante la sospecha de consumo y porte de drogas, pero cuidando la dignidad del afectado"..

Crónica

Ocurrida ayer

Mayflower expulsa a tres alumnos de cuarto medio por intento de "toma"

Un grupo de alumnos de cuarto medio de The Mayflower School intentó ocupar ese establecimiento, lanzando sillas y causando desmanes en las salas de clases, informó la dirección del colegio en un comunicado. Según señala Emol, la directora, Ángela, Núñez indicó en este comunicado dirigido a los apoderados que un grupo de alumnos hizo un ingreso forzado al colegio, presuntamente en estado de ebriedad. "Lamentamos informar que un grupo de alumnos y alumnos de cuarto medio en estado de ebriedad, alrededor de las 9 hrs de hoy (martes) hizo ingreso forzado al colegio a través de las rejas, intentando ejecutar una mal llamada ‘toma'", se indica.

Ante el hecho, el colegio decidió expulsar a al menos tres de los alumnos responsables, junto con suspender hasta el viernes el ingreso del resto de los involucrados. Asimismo, el establecimiento educacional señaló que "los estudiantes fueron desalojados por la autoridades del colegio y se informó el hecho a Carabineros, Seguridad Ciudadana y a los apoderados de los involucrados". El colegio reiteró su "enérgico rechazo" frente a estas situaciones y se disculpó con los alumnos que se vieron afectados por la frustrada "toma". El tema también era abordado en un consejo de profesores del colegio que quedó citado para hoy.

VOLVER SIGUIENTE