Martes 2 de Junio de 2015

Sebastián Salinas de Balloon:

El veinteañero que transformó la veta solidaria de extranjeros en un negocio

Jóvenes extranjeros pagan por enseñar a comunidades a generar sus propias empresas.

Por Bernardita Sanz

"Todo partió cuando conocí a unos ingleses a través de un blog de negocios, donde escribí que había trabajado con comunidades mapuches enseñando el modelo Canvas que te permite, en una sola hoja, hacer un plan de negocios", cuenta Sebastián Salinas.

La pareja de ingleses tuvo una reunión por Skype con Salinas en agosto de 2011 y en octubre del mismo año este joven de 23 años, recién egresado de ingeniería comercial, subió a un avión y se lanzó al viaje que, según cuenta, le cambió la vida. "Me invitaron a un proyecto en Kenia donde ellos tenían un orfanato, pero no con el fin de cuidar a estos niños, sino que para ayudarlos a salir de la dependencia y que emprendieran", cuenta.

Fue tal la satisfacción, que Sebastián vio una oportunidad de negocios en jóvenes que quieren ayudar y, al mismo tiempo, conocer un país. Así fue como decidió fundar Balloon, una empresa que entrega la experiencia de conocer un destino trabajando en el desarrollo de negocios con emprendedores de una comunidad.

La idea es que cualquier joven que quiera salir de su país y conocer otras idiosincracias, pero con la intención de generar una inversión cultural, puede inscribirse en el programa Balloon que hoy se encuentra en 5 países (Chile, Argentina, Kenia, Uganda y México). Es ir a conocer un lugar "desde adentro", dice Salinas.

Pago, ayudo

La experiencia, que está destinada a jóvenes a partir de los 21 años, cuesta US$2.800, dura 5 semanas, e incluye todos los gastos y visitas turísticas en el destino. En promedio, 14 personas asisten por temporada.

"Los jóvenes profesionales (también llamados fellows) llegan a la comunidad, donde la primera semana son capacitados. Luego, se agrupan en parejas y se le asignan 15 emprendedores. Al final del programa, se premian los mejores trabajos utilizando el 20% de los US$2.800 que puso cada fellow", explica Sebastián.

Además del dinero recaudado de los viajeros, Balloon cuentan con auspiciadores que les facilitan la vida, desde una automotriz japonesa que les presta vehículos hasta una red de supermercados, que les surte de comida.

Tres experiencias exitosas:

Las mujeres

la llevan

Salinas cuenta que las competencias de los programas hechos en Chile en estos 3 años siempre las han ganado mujeres.

Entre las iniciativas que hoy son negocios hechos y derechos destacan:

1. Rosa Cid (40 años de Villarrica): trabaja en la cárcel enseñando orfebrería para que las internas puedan tener un oficio y generar ingresos.

2. Gilda López (32 años de Colchagua) Creó un pantalón para la industria del vino que da mayor movilidad, flexibilidad y comodidad al trabajar en las viñas.

3. Lilian Yáñez (40 años de Lonquimay): vende mermeladas pero en base a la propiedad de la fruta. Existen, por ejemplo, mermeladas anti estrés y anti gripal.

VOLVER SIGUIENTE